El Llanto de Hormiga

El niño Carlos estaba buscando a su padre en el supermercado. La gente pasaba apresurada cargando artículos. Una señora obesa inclinó su mirada y observó el rostro angustiado. Luego pasó de largo.

Otra señora lo observó y solo comentó con su acompañante algunas palabras. Pasó un rato.  El padre del niño apareció entre los mostradores de fruta. Carlitos soltó unas lágrimas mejilla abajo, luego éstas volaron en caída libre directo al suelo.

Una hormiga que pasaba cargando un pedacito de galleta, recibió una lágrima en el cargamento. Un hormiguero entero lloraba con Carlitos

Publicado en Cuento Etiquetado con:
Un comentario en “El Llanto de Hormiga
  1. Cisne de la Luna dice:

    ja! éste está bueno y nos hizo reir…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*